La Ronda 2.4 para la exploración y extracción de hidrocarburos en aguas profundas podría generar una inversión de 93 mil millones de dólares y crear 230 mil nuevos empleos


 

En enero pasado se realizó la Ronda 2.4 para la exploración y extracción de hidrocarburos en aguas profundas, la cual incluyó 29 áreas contractuales bajo la modalidad de Contrato de Licencia. Estas áreas contractuales se encuentran en las provincias petroleras de Perdido, Cordilleras Mexicanas y Cuenca Salina en el Golfo de México. Fueron adjudicados 19 contratos en la licitación, que de acuerdo a las autoridades podrían generar una inversión de 93 mil millones de dólares y crear 230 mil nuevos empleos en los próximos 15 años.

Mediante procesos como éste, México fortalece su posición como un referente mundial en materia de transparencia en licitaciones petroleras y demuestra que está listo para seguir atrayendo inversiones productivas para el sector de petróleo y gas.

 

 

PERSPECTIVAS SOBRE LAS NEGOCIACIONES DEL TLCAN


 

El nuevo modelo energético mexicano derivado de la reforma energética ha generado las condiciones para lograr una mayor integración y competitividad de América del Norte. Es necesario continuar con el fortalecimiento de las condiciones para el desarrollo del sector energético de la región, en el cual el TLCAN tiene un papel muy importante que jugar. Como es sabido, la sexta ronda de negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) concluyó a finales de enero de 2018. Se realizarán nuevas rondas en febrero y marzo.

Es por ello, que AMEXHI, junto con las industrias de energía de Estados Unidos y Canadá, apoya una negociación del TLCAN que mantenga el libre flujo de comercio e inversión en América del Norte, incluyendo el sector de energía; respete las eficiencias de las cadenas de valordesarrolladas entre los tres países; proteja las inversiones en la región a través del fortalecimiento de los mecanismos de solución de diferencias; y consolide el Nuevo Modelo Energético Mexicano.